MENU
FILE - This is a Thursday

El Banco Central Europeo debe ser contundente

15 septiembre, 2014 • Mercados

José A. Montenegro
Economista y Periodista

Debo empezar diciendo que quiero estar equivocado. Espero que las
medidas anunciadas por el Banco Central Europeo (BCE), para intentar
detener la amenazante situación de deflación económica en la Zona
Euro, funcionen y sean suficientes para causar el efecto deseado, pero
mucho me temo que el “guiso”, una vez más, pueda quedarse a medias. El
anuncio de su presidente Mario Draghi fue recibido con júbilo
inicialmente por los mercados, pero enseguida comenzaron a revolotear
las dudas sobre el “poderío” que pueda tener esa decisión tardía de
tomar medidas serias para aumentar la liquidez, y bueno el entusiasmo
inicial comenzó a desinflarse.
La decisión no fue unánime y Alemania encabezó obviamente la oposición
a esas medidas, lo que como poco es preocupante, porque Alemania es
hasta la fecha quien está dirigiendo la orquesta por encima del deseo
del propio Draghi, quien tiene una libertad muy relativa para poner en
práctica lo que considera oportuno. Y bueno las medidas oportunas,
ahora que Ben Bernanke ya es historia, -y desde luego historia de
éxito-, están bastante claras. Es definitivo que hay que aumentar la
liquidez en Europa por lo menos con la misma energía o parecida, con
la que se hizo en años pasados en Estados Unidos. Las políticas de
Bernanke y la Fed, han sido un éxito rotundo. No produjeron la
inflación que sus detractores de la derecha conservadora
estadounidense profetizaron equivocadamente desde 2008 hasta casi
“ayer por la tarde”, y por el contrario, han conseguido que este país
haya salido de la peor, o una de las peores crisis económicas de su
historia.
Europa por el contrario, lleva años temiendo que el seguir medidas
monetarias al estilo de las de la Fed provoque inflación en Alemania,
miedo que ahora que la economía alemana da muestras evidentes de
deterioro y desaceleración, ya parece evidente que no será el caso.
Europa actuó con mucho retraso con los problemas de Grecia y consiguió
un contagio, que hubiese sido evitable en toda su economía, de haber
sido más diligente.
Después se ha aferrado a una serie de políticas de austeridad y
recortes, que obviamente eran, -y siguen siendo-, necesarias, para los
descontrolados países del sur, pero que han debido ir acompañadas
también desde el principio, de estímulos para el crecimiento. Ahora
Europa ha visto las orejas al lobo y las medidas monetarias “a lo
Bernanke” son sencillamente la única solución, pero conviene que no se
anden con titubeos, o sea que se actúe con decisión y contundencia.
Feliz Semana.

El autor es Editor-in-Chief DesdeWallStreet.com,
Director y presentador
del programa
GloboEconomía de CNN

Archivos realcionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

« »

UA-52899579-1
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On YoutubeVisit Us On LinkedinCheck Our Feed