MENU
empresas2

Panamá sorprende al abrir sus cielos a los MAX 8 y MAX 9 de Boeing

8 julio, 2019 • Empresas

Como una jugarreta de mal gusto e inútil ha sido recibida por especialistas en la materia, la sorpresiva resolución del director saliente de la Autoridad de Aviación Civil (AAC), Alfredo Fonseca Mora, de abrir el espacio aéreo panameño al vuelo de los suspendidos Boeing 737 MAX 8 y 737 MAX 9, suspendidos por la Administración Federal de Aviación (FAA) de Estados Unidos tras dos tragedias con estos aparatos que causaron cientos de muertes.

El pasado 25 de junio, Fonseca Mora firmó la resolución, publicada el 3 de julio en la Gaceta Oficial del Estado 28809-B, sin aparentemente haber consultado a los especialistas en el área si era prudente un anuncio de esta índole.

Copa Airlines, que tiene desde marzo pasado seis aviones de este modelo en tierra, y suspendida de hecho una compra de hasta 60 aparatos, con las consecuentes implicaciones económicas, no ha comentado oficialmente esta decisión, aunque una fuente ligada a la aerolínea comentó escuetamente que los aviones “están en tierra y sujetos a la autoridad”.

“Internacionalmente quedamos mal” es la frase que se menciona entre los expertos de aviación, pues la disposición resulta mínimo “rara”, ya que cualquier país que tenga autorizado el vuelo de esos aviones desoyendo a la FAA en teoría puede desde el 25 de junio usar el cielo panameño sin problemas.

El documento dice que luego de “la suspensión de operaciones” de los 737 “en el espacio aéreo panameño, se han realizado múltiples actividades de trabajo en las cuales la Autoridad Aeronáutica Civil de Panamá ha sido parte integral. Estas actividades de trabajo han sido integrales y en conjunto tanto con el Fabricante, el Estado de Diseño y de Fabricación, Autoridades Aeronáuticas y Operaciones a nivel mundial”.

Además recuerda que Panamá “tiene soberanía completa y exclusiva en todo el espacio aéreo situado sobre su territorio, tal como se describe en la Constitución Política”, entre otros acápites, y que lo que dispone el director general es “de obligatorio cumplimiento”.

Por ello, al concluir el análisis “de los diferentes aspectos relacionados con la Seguridad Operacional de la Aviación”, la AAC –anuncia- “ha decidido establecer las condiciones mínimas requeridas para el retorno a servicio de las aeronaves” en el espacio aéreo de Panamá.

Ello, al parecer, sin tomar en cuenta que la Administración Federal de Aviación estadounidense, que es el Estado de Diseño y de Fabricación, aún no levanta las restricciones al uso de los 737 MAX y más bien sigue la investigación porque además del defecto en el sistema electrónico que aparentemente fue la causa de la caída de los dos aviones en octubre y marzo pasados, respectivamente, ha encontrado otros errores de diseño en los modernos aparatos que tienen que ser resueltos en los existentes y eliminados en los próximos que se fabriquen.

Fonseca de un plumazo anula su anterior resolución que prohibía temporalmente la operación de los Boeing 737 MAX 8 y 9 en el espacio aéreo panameño y establece una lista de cinco requisitos antes de autorizar el despegue de esos aparatos en territorio panameño de aquellas empresa que cuenten con un “Certificado del Explotador de Servicios Aéreos” emitido por la AAC.

Que Estados Unidos haya autorizado la operación y que los operadores cumplan los requisitos de la FAA, son dos de las exigencias de la AAC, además, que “el software de los simuladores de vuelo, certificados por esta Autoridad (AAC), reflejen el cambio en el sistema denominado MCAS” (establecido como la supuesta causa principal de los accidentes).

Además, que todos los pilotos de los MAX hayan sido reentrenados según las pautas de la AAC y que los aviones, por su tiempo en tierra, sean revisados conforme el fabricante y que realice un vuelo “sin pasajeros” de por lo menos 30 minutos de tiempo de vuelo “en las condiciones que la Autoridad Aeronáutica Civil determine”.

Pero también –y eso es lo que más preocupa- es que el hoy exdirector de la AAC decide que “se permitirá la operación de las aeronaves” Boeing de las series suspendidas, “de operadores con Certificado del Explotador de Servicios Aéreos por estados extranjeros, que utilicen el espacio aéreo” de Panamá, “siempre y cuando hayan sido autorizados a operar por la Autoridad Aeronáutica de su Estado de Matrícula”.

Y advierte que quien no cumpla esta resolución será sancionado conforme a la ley de la aviación civil panameña, que van desde amonestaciones a suspensiones de licencias, multas desde 500 hasta 50.000 dólares en los diferentes casos contra funcionarios infractores, otras contra los pilotos de 250 a 15.000 dólares, de 500 a 50.000 para empresas de transporte aéreo, de 500 a 20.000 para empresas de trabajo aéreo, de 100 a 50.000 dólares para talleres, escuelas de aviación, etc.

Pero Fonseca Mora dijo a los periodistas que la resolución busca que su sucesor, Gustavo Pérez Morales, un controlador aéreo con experiencia, tenga conocimiento sobre la situación actual de los MAX y que tendría que anular su disposición si surgen nuevas condiciones.

Por lo pronto, y hasta nuevo aviso, los 737 MAX siguen siendo fabricados, sólo para ser enviados a aeródromos en los cuales son estacionados, en espera de una fecha para que el modelo vuelva a obtener su aeronavegabilidad y nuevamente pueda ser operado comercialmente, recordó.

Hasta el momento el director Pérez y el subdirector de la AAC, Gustavo De León, no se han manifestado sobre la resolución de Fonseca Mora, ni sobre el caso de los Boeing, porque aparentemente están concentrados en la composición de su equipo de trabajo, en donde apenas tienen una semana, según explicó una portavoz oficial.  

Archivos realcionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

« »

UA-52899579-1
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On YoutubeVisit Us On LinkedinCheck Our Feed